El restaurante

Trabajamos desde 1942

La filosofía de la casa es comprar y trabajar con productos de nuestra tierra y de temporada, para cocinar de forma sencilla y tradicional, respetando los tiempos y las cocciones, siempre con el deseo de garantizar la constancia de una excelente calidad a los amantes de la buena cocina.

Somos uno de los primeros restaurantes que empezaron a servir calçots, desde 1962.

El paso de tres generaciones y la experiencia son nuestro aval para ofrecerle una cocina con remarcadas raíces familiares. La capacidad de aforo es de 170 plazas, dependiendo de la celebración pueden ser más o menos. (Consultar).

Disponemos de tres sales equipadas y preparadas tanto para celebraciones familiares como empresariales. Dos de las salas se pueden convertir en una de más grande.